CAST
|
GAL

ACTUALIDAD

Volver

 

Los incendios de Ourense movilizaron a los alumnos del CEIP de Seixalbo


No hay miedo. Sí hay temor. En las aulas y fuera de ellas. Pero también hay ganas de triunfar, de no rendirse, de seguir adelante. Y de que los proyectos de Voz Natura se desarrollen con la mayor de las normalidades posibles en estas circunstancias de crisis sanitaria.

Desde la Fundación Santiago Rey Fernández-Latorre, que es quien desarrolla esta iniciativa que ya va por su edición número 24, lo tienen claro «nos readaptaremos según vayan las cosas y según lo que puedan o no llevar a cabo profesores y alumnos». En otras palabras, máxima colaboración y apoyo permanente.

Esa es la moral de combate que se respira no solo en la fundación, sino en los 365 centros de toda Galicia que se han anotado al veterano programa. Tema central este curso: la protección de los espacios naturales de los Caminos de Santiago. Y si se puede salir a limpiar los itinerarios jacobeos, se saldrá. Y si no siempre es posible investigar sobre el Camino con actividades en línea.

Un ejemplo: los alumnos del CEIP de Seixalbo, en Ourense, no están dispuestos a perder el tiempo y han tenido una idea rápidamente aceptada por la comunidad escolar: escribir una carta a personas que tengan algo que ver con los incendios. Más actualidad, imposible, porque esa provincia ha sufrido, y mucho, unos tremendos incendios hace muy pocas semanas. Ángela Barca, la coordinadora del proyecto, lo explica así: «No enviamos cartas a alguien en concreto, sino a los implicados, en genérico: desde los agentes forestales a los pirómanos, desde los políticos a las víctimas del fuego pasando por los voluntarios que replantan después». La idea surgió en el aula de 5º, al ver que sus 15 alumnos comentaban muchas anécdotas de los incendios. Y ahora todo ello está en su blog.

Camino de Santiago
¿Y después? Ángela Barca muestra determinación, pero también los pies en el suelo: «Vamos lentos por los protocolos, y encima estamos empezando el curso, pero nuestra idea es hacer un recorrido por el Camino de Santiago, que pasa muy cerca del colegio -la Vía de la Plata o Camino del Sudeste- y limpiar un tramo, el que podamos». ¿Y si el covid impide mover a los 210 alumnos del centro? «Pues lo haremos virtual, el caso es que lo conozcan y aprendan», asegura la profesora sin dudarlo.